• NGB

El Patio de Atrás


En 1994, en el teatro Cátulo Castillo, se estrenó una obra dirigida por Carlos Gorostiza y protagonizada por Carlos Carella, Patricio Contreras, Cipe Linkovsky y Leonor Manso. Esta obra proponía una reflexión sobre la tendencia cultural tan típica de los argentinos a la procrastinación, a la postergación en todo sentido y a la queja constante por lo que debería repararse, sin tomar la iniciativa para hacerlo.

La obra se llamaba El Patio de Atrás, y ahora vuelve a estar en cartel, en Andamio 90, en el marco de la Celebración del veinticinco aniversario de su fundación. Transcurre en el patio de una casa donde los días pasan uno tras otro, sin que suceda algo relevante.

Allí viven cuatro hermanos, solteros, cada uno preocupado por su mundo, ajenos en sus sueños y en sus obsesiones: Máximo, el mayor, está postrado en una silla de ruedas, suspendido en el tiempo, pendiente de los resultados de la lotería, de las carreras, de los juegos de apuestas; Nena, una especie de Penélope sin Ulises, que espera el regreso del hermano menor, Tomasito, que jamás vendrá, el único que pudo liberarse de esa suerte de prisión; Pancho, el hombre de negocios que estudia las probabilidades, pero que es incapaz de lanzarse a la aventura que implica un emprendimiento; Clemen, quien fantasea con ser parte del mundo de las novelas y las revistas del corazón. Cada uno está ocupado en sus propios intereses y se mantiene indiferente ante lo que ocurre con los demás. Aunque no sea agradable compartir los días en estos términos, es una posición cómoda y requiere el mínimo esfuerzo.

El estatismo que los envuelve ha sido muy bien captado por la directora, Natacha Delgado, quien supo desarrollar una atmósfera estéril que emociona, sin agobiar al público. Los personajes están muy bien construidos, y sus manías, la indiferencia y la apatía mueven la acción.

En el deterioro de los vínculos, el abandono, la falta de sentido en la vida de los personajes resuenan los ecos de los planteos de Albert Camus en «El mito de Sísifo», con el que Gorostiza comparte el tono de la denuncia de quien no es capaz de arremangarse, levantar la piedra y cumplir con la responsabilidad que justifica la razón de la existencia.

Habiendo transcurrido más de veinte años de su estreno, El Patio de Atrás mantiene vigencia. Gorostiza propone un juego de espejos que reflejan nuestra sociedad y deja expuesta una pregunta fundamental: ¿estamos preparados para levantar la piedra y ser sísifos en nuestro mundo de responsabilidades?

Dramaturgia: Carlos Gorostiza Actores: Rosana López, Ana Pasulevicius, Gustavo Reverdito y Miguel Villar Dirección: Natacha Delgado Diseño de escenografía e iluminación: Héctor Calmet Realización de escenografía: Edgar Ocampo, Virginia de los Santos, Lorena Bufidis Vestuario: Virginia de los Santos Diseño sonoro: Marco Bailo Producción: Facundo Buggiani y equipo El Patio de Pereira Asistencia de dirección y operación de sonido: Roberto González Segura Asistencia de escenario: Martín Portilla Operación de luces: Germán Giacalone/Fernando Diaz Prensa: Tehagolaprensa, Andrea Feiguin Reservas: http://www.andamio90.edu.ar/ Facebook: https://www.facebook.com/elpatiodeatrasandamio90/?fref=ts ANDAMIO ’90 – Paraná 660

Esta reseña se publicó el 6 de marzo de 2016 en La Cazuela


0 vistas

© 2020 Nuria Gómez Belart